Masa base para Pie


masa para pie

Este año me di a la tarea de hacer mi primer pumpkin pie! Después de revisar extensamente varias recetas encontré una que me pareció adecuada, y encima de todo en algún blog me dieron la grandiosa idea de usar la base de galleta que ya venden preparada en el supermercado! Wow!!! debo admitir que eso me encantó porque siempre me ha aterrorizado hacer la masa para los pies (tartas, pasteles, o como les suene mejor :). En el pasado lo intenté en un par de ocasiones pero los resultados no fueron muy buenos :/ Pero por fin me decidí y un par de días antes de Acción de Gracias me fui al supermercado por los ingredientes; catastróficamente para mi, al parecer las famosas bases de galleta preparada están en alta demanda en esta época!!! quién lo diría… ya con todos los ingredientes en mano no me quedo otra opción que hacer la masa base yo misma.

Leyendo los comentarios en las recetas que vi en Internet… parecía haber un gran debate entre si usar una masa a base exclusivamente de mantequilla o de manteca Crisco; y como las masas con las que había experimentado antes fueron de manteca, decidí darle oportunidad a una de mantequilla, que además promete un sabor más rico. Otro de los puntos en que todas las personas concordaban para realizar la mejor receta era el de refrigerar o congelar por unas horas, o inclusive desde la noche anterior la masa antes de hornearla, así que eso fue lo que hice también.

La receta que les comparto la encontré en el blog de Picky Palete, del cual les dejo el link aquí http://picky-palate.com/2014/12/22/perfect-homemade-butter-pie-crust/. Solamente hice unos pequeños ajustes.

Para empezar necesitamos 2 3/4 de taza de harina, 3 cucharadas de azúcar, 1/4 de cucharadita de sal, 2 barras frías de mantequilla cortada en cubos, y de 1/4 a 1/2 taza de agua helada.

1. En el tazón del batidor eléctrico ponemos la harina, azúcar y sal, y batimos levemente para combinar. Seguidamente vamos agregando la mantequilla cortada en cubos de a pocos y seguimos batiendo hasta obtener una mezcla boronosa como la foto de abajo. Es muy importante usar la mantequilla bien fría, recién sacada del refri.

IMG_0357

2. En este punto agregamos el agua helada poco a poco hasta que nuestra masa se compacte. La receta original pedía 1/2 taza de agua, pero en mi caso sólo utilice 1/4 de taza y ya tenía la consistencia deseada; por eso les recomiendo agregar el agua una cucharada a la vez, hasta que la masa se vea más o menos así:

IMG_0361

3. Ahora es momento de pasar nuestra masa a una superficie enharinada y amasar suavemente para terminar de combinar. Dividimos en dos partes iguales, y metemos cada una dentro de una bolsita ziploc.  Ya dentro de la bolsa estiramos la masa un poquito en forma de disco. Llevamos al refrigerador por al menos tres horas, o bien durante toda la noche. 

IMG_0358

Cuando estamos listos para hornear, sacamos la masa del refri y sobre superficie enharinada estiramos hasta la forma deseada para luego pasarla al molde. Yo en esta ocasión estaba usando un molde de aluminio desechable y no estaba segura si debía engrasarlo o no… pero leyendo un poco me di cuenta que debido a la buena cantidad de grasa que la masa ya tiene no es necesario engrasar ni enharinar! 

Horneamos de acuerdo a las direcciones de cada pastel, ya sea pumpkin, manzana, cereza, u otro; ya que por lo general llevan tiempos y temperaturas de horneado diferentes. Sin embargo, si lo que queremos es hornear la base sola, para luego usar un relleno que no requiere cocción, entonces lo que hacemos es punzar la base con un tenedor, ponemos papel parchment encima y rellenamos con frijoles, arroz, o pesas de horneado y llevamos al horno a 375ºF por 15-20; después removemos los frijoles y el papel parchment y continuamos horneando de 10 a 15 min o hasta que la masa dore.

En el caso del pumpkin pie, u otros pasteles cuyo relleno sí requiere horneado, debemos hornear de acuerdo a las direcciones específicas de cada pie. En el próximo post para mi Pumkin Pie, les explicaré bien cómo se hace en ese caso, ya que la masa y el relleno se hornean a la vez.

IMG_0359

Esta masa se puede mantener refrigerada por hasta 1 semana o en el congelador por 2 meses; y rinde para dos bases de 9pulgadas (18cm aproximadamente). Si decidimos congelarla, debemos bajarla al refri unas horas antes de usarla.

Espero les haya gustado, y les sea de ayuda. Yo quedé muy satisfecha con el resultado final. Cualquier duda comenten aquí y con gusto les trato de ayudar. Muchas bendiciones 🙂

DSC_0024

 

firma

Acerca de La Cocina de Nina

Bienvenidos Mi nombre es Nina, soy mamá de una hermosa niña de 7 años! aficionada a la pastelería y adicta al dulce!, el queso es mi otro gran amor culinario. Me gustan las recetas sencillas con ingredientes fáciles de encontrar en los supermercados. Acompáñenme mientras descubro nuevos sabores en mi cocina!

Deja un comentario